COVID-19, forma parte de la solución y no del problema: quédate en casa

13 de Abril 2020

El aislamiento y distanciamiento social reduce los riesgos de exposición y propagación del COVID-19, además deja las vías de acceso libres para quienes realmente necesitan estar en la calle abasteciéndose o trabajando para servirte. Esta publicación forma parte de la serie: Cómo ayudar durante la pandemia COVID19 en Guatemala.
COVID-19, forma parte de la solución y no del problema: quédate en casa
Esto no se trata solamente del COVID-19, no te olvides de las gripes comunes, la influenza y cualquier enfermedad respiratoria transmitida por contacto o inhalación. Este no es un buen momento para enfermarte aunque no sea COVID-19, es el peor momento para debilitar tu sistema inmunológico.

CUALQUIER ENFERMEDAD que puedas contraer en este momento significa que muy posiblemente… enfrentarás dificultades accediendo a servicios especializados en hospitales y algunas medicinas. En este momento hay prioridades, y las reglas contra aglomerados también rigen centros de salud, filas para ser atendido y salas de espera. Los centros que no se apegan a estas medidas incrementan los riesgos de contagio.

Estas no son vacaciones

Ten cuidado con quién socializas. Al tener contacto directo con otras personas te expones absolutamente a sus medidas de higiene y la cadena de hábitos de las personas con las que se relacionan. 

Socializar con un vecino o vecina no es riesgoso: falso. El tema de contagio no es solamente cuantitativo (cantidad de personas con las que socializas), es también cualitativo, es decir, depende mucho de los hábitos de higiene y salud de las personas con las que tienes contacto.  Una persona que no respeta las medidas básicas de higiene BASTA y es suficiente para traer consigo partículas infecciosas a tu círculo, funciona como puente entre otros grupos sociales y el tuyo. Aquí radica la importancia de la distancia social y el uso de mascarillas.

Reuniones familiares y entre vecinos

En diversas colonias cerradas existen grupos que durante estas fechas están aprovechando a socializar a puerta cerrada con vecinos y familias repetidas veces, día tras día, almuerzo y cena una y otra vez. La socialización cuidadosa es un tema aparte, socializar innecesariamente rompe totalmente el concepto de distanciamiento social, y de hecho puede hablar muy mal de tu situación familiar al demostrar que no eres capaz de contener y socializar con los miembros de tu núcleo familiar. Recuerda que muchas personas ocultan el deseo de ignorarse y evitarse tras socializaciones con otras personas. Este es momento de mejorar las relaciones con tu núcleo familiar.

Lee más publicaciones de: Viajes y turismo